Datos del Autor

Mi foto

Autor del libro "Tiempo recuperado", sobre las relaciones entre la dictadura y el fútbol en Santa Fe. Hago radio en La Red y Nacional Santa Fe. Escribo para Infojus Noticias.

11/5/15

Spahn negó el pedido de indagatoria: “Sólo fue una inspección de AFIP, nada más”



El empresario salió al cruce de la información que dio a conocer Nacional Santa Fe el viernes. La radio ratifica lo publicado: se pidió la indagatoria del actual presidente de Unión en una causa por “evasión agravada”. El monto evadido fue $2.919.768,95.


Por Nicolás Lovaisa

El viernes al mediodía, Radio Nacional Santa Fe dio a conocer una causa en la que el empresario santafesino y presidente de Unión, Luis Spahn, es investigado por el presunto delito de evasión.

Spahn es presidente de la firma Celestino Spahn SA, cuyas actividades declaradas ante la Administración Federal de Ingresos Públicos son “la venta al por menor de artículos de bazar y menaje y la cría de ganado bovino”.

Según el expediente judicial, que desde la semana pasada se encuentra en el Juzgado Federal N°2, a cargo de Francisco Miño, esa firma evadió el impuesto a las ganancias correspondiente al período fiscal 2011. El monto evadido fue $2.919.768,95.

El fiscal federal, Walter Rodríguez, pidió la declaración indagatoria de Spahn ante “la existencia de un estado de sospecha suficiente” respecto a su participación en el hecho investigado. Para que quede claro: para el Código Procesal Penal una persona puede ser llamada a indagatoria “cuando hubiere motivo bastante para sospechar que ha participado en la comisión de un delito”.

Para el Ministerio Público Fiscal, que intervino tras una denuncia efectuada por la AFIP, esa evasión se concretó a través “del cómputo de bienes de cambio por un importe considerablemente menor al correspondiente por ley, la consignación en las declaraciones juradas de créditos fiscales improcedentes, respaldos con documentación apócrifa y el ocultamiento del incremento de su patrimonio”.

El fiscal promovió la acción penal ya que, a su criterio, “los responsables legales de la firma CELESTINO SPAHN S.A.” evadieron el pago de tributos “mediante la presentación de declaraciones juradas engañosas que no reflejaban su verdadera obligación tributaria”.

Según la ley 24.769 de Delitos Tributarios, el presunto delito es una “evasión agravada”, ya que se realizó a través de “la utilización total o parcial de facturas o cualquier otro documento equivalente, ideológica o materialmente falsos”.

La pena que contempla la ley para este tipo de delitos es de tres años y seis a nueve años de prisión.

La respuesta: negar la indagatoria

Spahn eligió contestar lo publicado ante los micrófonos de LT9 Radio Brigadier López, un día después, en la previa del encuentro entre Unión y Crucero del Norte. Entrevistado por el colega Claudio Virgolini manifestó sentir “vergüenza ajena” por alguien que “tergiversó la información de una inspección de la AFIP”.

Para el titular Rojiblanco la intención de dar a conocer la información es “dar datos que me descolocan a mí como persona, o a mi empresa”. Además, se quejó porque “se está hablando de facturas apócrifas y términos como ese hacen imaginar que alguien tiene una contabilidad un 50 por ciento truchada”.

En la nota publicada no se hace referencia a algún porcentaje de contabilidad formal e informal que pueda manejar ninguna firma en su administración diaria. Sí se precisa que para el fiscal la evasión se concretó con la utilización de “respaldos con documentación apócrifa”.

Tampoco se menciona esa inspección de AFIP a la que refiere Spahn: sí una causa judicial, a través de la cual el Ministerio Público Fiscal solicitó una serie de medidas. Entre ellas la declaración testimonial de personal de AFIP, que ya concurrió a la justicia, y el pedido de indagatoria para el empresario, sobre el que ahora debe decidir el juez.

“En ese ejercicio del año 2011 y 2012, sobre 57 millones y medio de compras tuvimos 400 mil pesos de facturas apócrifas de un proveedor que nos defraudó. Están hablando de cifras importantes y esto ya está cerrado con una cuota de 6000 pesos de AFIP”, agregó Spahn en LT9.

Quizás el tema esté cerrado para Spahn, en lo que tiene que ver con su desempeño diario al frente de la empresa. Pero no para la justicia, que solicitó su indagatoria hace apenas unos días. Por otra parte, los “400 mil pesos de facturas apócrifas” de las que habla el titular Rojiblanco están lejos de los $2.919.768,95 que, según la investigación judicial, evadió la firma que él preside al no pagar el impuesto a las ganancias correspondiente al período 2011.

Cuando se le preguntó sobre el pedido de indagatoria, respondió: “No existe, hay una inspección, nada más, esto ya está terminado”. El escrito, que se encuentra desde la semana pasada en el Juzgado Federal N°2, lo desmiente.

El pedido de indagatoria que Spahn niega.
El pedido de indagatoria que Spahn niega.


* Publicado el 11 de mayo de 2015 en Radio Nacional Santa Fe.


SHARE

Nicolás Lovaisa

Autor del libro "Tiempo recuperado", sobre las relaciones entre la dictadura y el fútbol en Santa Fe. Hago radio en La Red y Nacional Santa Fe. Escribo para Infojus Noticias.

  • Image
  • Image
  • Image
    Blogger Comment
    Facebook Comment