Datos del Autor

Mi foto

Autor del libro "Tiempo recuperado", sobre las relaciones entre la dictadura y el fútbol en Santa Fe. Hago radio en La Red y Nacional Santa Fe. Escribo para Infojus Noticias.

10/4/16

“Envuelta en una sábana ensangrentada”

Foto del operativo, publicada por el Litoral, el 12 de febrero de 1977.


Así se llevaron a Paula Cortassa de su casa, el 11 de febrero de 1977. Tenía 14 meses. En el operativo, los militares ejecutaron a su mamá, Blanca Zapata, que cursaba un embarazo de 26 semanas, y secuestraron a Enrique, su papá. Durante 54 días nadie sabe qué hicieron con Paula. “¿Me llevaron a un chupadero para torturar a Enrique?”, le preguntó a los represores en el juicio. El fiscal Martín Suárez Faisal pidió 15 años de prisión para el ex Juez de Menores, Luis María Vera Candioti, quien fraguó documentación y la entregó en adopción a la familia Guallane.

Por Nicolás Lovaisa

“Es más allá”, dice uno de los uniformados. Acaban de disparar contra una casa en la que reside un empleado provincial que, sin saber qué pasa, pide clemencia. Advertidos del error, los militares se desplazan cien metros y abren fuego contra la vivienda ubicada en Castelli 4351, donde residen tres militantes peronistas. Cristina Ruiz es ejecutada de un disparo en la cabeza. A Blanca Zapata también le disparan en el cráneo. Minutos después ingresa al hospital Piloto en un “estado de coma profundo”. Allí se confirma que cursa un embarazo de 26 semanas. A Enrique Cortassa lo secuestran. Sin embargo, un día después, el Segundo Cuerpo del Ejército informa que cayó en el “enfrentamiento”. El Litoral publica ese comunicado e incluso la foto de los efectivos desplegándose alrededor de la vivienda. Además, precisa que “antes de resistirse”, los militantes peronistas hicieron salir de la casa a dos menores.

Eran los hijos de Cristina Ruiz. Su compañero, Osvaldo Ziccardi, había caído semanas antes, en el hecho conocido como “la masacre de Las Heras e Ituzaingo”. En la casa había también una nena, pero el ejército no lo informó: Paula Cortassa, la hija de Enrique y Blanca. La sacaron de la casa envuelta en una sábana ensangrentada. El entonces Juez de Menores, Luis María Vera Candioti, la recibió como NN y la dio en adopción. Las fechas no coinciden. Según figura en la causa judicial, el Ejército entregó a Paula al juez el 4 de febrero de 1977. Curioso, porque el operativo en el que asesinaron a sus padres ocurrió siete días después.

“Necesito saber”

El operativo que se desplegó en barrio San Martín, a plena luz del día y con cobertura periodística incluida, se desarrolló el 11 de febrero de 1977. En esos meses la represión ilegal actuó con más fuerza que nunca. Lo llamativo es la diferencia que había entre la puntería que tenían los uniformados en los supuestos enfrentamientos con militantes políticos y su actuación en otro tipo de hechos. Los registros de los médicos forenses así lo demuestran. Entre el 21 de junio de 1976 y el 21 de agosto de 1977 están asentadas las muertes de 35 militantes, de los cuales 25 recibieron un impacto de bala en el cráneo. En cambio, en otras intervenciones, en el mismo período se registraron 25 heridos y 25 muertos: apenas 8 de ellos recibieron un disparo en la cabeza.

Aquella tarde de febrero los uniformados rodearon la casa y ejecutaron a Cristina Ruiz y Blanca Zapata. Según el informe médico Cristina recibió un impacto con “orificio de entrada en la región occipital” y “orificio de salida en la región temporal izquierda”, lo que le provocó “el estallido de la masa encefálica”. Blanca recibió un disparo en la “región frontal” que derivó en “una lesión encefálica” y “un estado de coma profundo”. Embarazada, agonizó durante 12 días.

A Enrique Cortassa se lo llevaron, pese a que el comunicado militar informó que había sido abatido. Continúa desaparecido. También secuestraron a Paula, su hija, de apenas 14 meses. No se sabe qué pasó con ella durante los 54 días que transcurrieron entre el operativo y el 6 de abril, cuando ingresó a Casa Cuna. Un informe médico fechado el 20 de abril indica que desde su internación “no evolucionó bien su estado anímico”.

"La niña es puesta a disposición de este tribunal por desamparo total".

El 13 de mayo de 1977 el Juez de Menores, Luis María Vera Candioti, la dio en adopción a Jorge Omar Guallane y Agustina María Moro, un matrimonio de Venado Tuerto. Paula Cortassa pasó a llamarse, entonces, María Carolina Guallane. A los padres adoptivos se les informó que la bebé había perdido a sus padres biológicos en un accidente. Dos años después supieron la verdad.

La firma de Vera Candioti, en la adopción de Paula Cortassa.

“Quiero saber qué hicieron conmigo en esos tres meses ¿Me llevaron a un chupadero para torturar a Enrique? Necesito que me lo digan. Lo que me perturba es no saber. Me da asco pensar que esos tipos me tocaban para atormentar a Enrique en un centro clandestino. Son tres meses de mi vida que están en blanco, aunque en realidad están en negro”, declaró María Carolina Guallane ante el Tribunal Oral de Santa Fe el 27 de noviembre de 2015.

El alegato del fiscal

El fiscal general Martín Suárez Faisal pidió el viernes al Tribunal Oral en lo Criminal Federal de Santa Fe una pena de 15 años de prisión para el ex juez de Menores Luis María Vera Candioti, quien fue el único que ocupó ese cargo durante la dictadura. Asumió por un “decreto de facto” firmado por el Vicealmirante Jorge Desimoni, interventor de la provincia. "Claramente, necesitaban de una persona de confianza para tan importante función, dentro del plan sistemático que cómo tantas veces se dijo en esta sala en este y en todos los juicios vinculados con el terrorismo de Estado, incluía la supresión de la identidad de los hijos de los denominados delincuentes subversivos por las fuerzas policiales y militares", argumentó Suárez Faisal.

Para el fiscal, Vera Candioti “no acudió a otras autoridades judiciales ni a los medios de comunicación para difundir el caso de la niña y ni siquiera miró el diario El Litoral para informarse en relación al referido operativo de calle Castelli". "Tampoco se constituyó en el barrio, como hicimos nosotros 40 años después, que comprobamos que todos los vecinos de la época sabían lo que había pasado” agregó, entre otras omisiones graves del ex magistrado que enumeró.

Además, solicitó penas de 22 y 13 años para el ex teniente coronel Domingo Morales y para el ex coronel Carlos Enrique Pavón, respectivamente, y de 25 años para el ex comisario Juan Calixto Perizzotti, en el marco de la denominada "causa acumulada".


Pavón y Perizzotti fueron acusados por la Fiscalía de haber participado en la retención y ocultamiento y de la alteración y supresión de estado civil de Paula Cortassa. A Perizzotti, en tanto, le reprocharon también su intervención en 16 homicidios -entre ellos, los de los padres de la niña-, cuatro privaciones ilegales de libertad y cinco casos de tormentos. Morales, por su parte, fue acusado por tres homicidios y asociación ilícita. 

SHARE

Nicolás Lovaisa

Autor del libro "Tiempo recuperado", sobre las relaciones entre la dictadura y el fútbol en Santa Fe. Hago radio en La Red y Nacional Santa Fe. Escribo para Infojus Noticias.

  • Image
  • Image
  • Image
    Blogger Comment
    Facebook Comment